jueves, 24 de julio de 2008

"El asesino de la isla", de J.S. Cardone


FICHA ARTÍSTICA:

Título Original: "The Slayer"/ Dirección: J.S. Cardone/ Guión: William R. Ewing y J.S. Cardone/ Producción: Eric Weston/ Fotografía: Karen Grossman/ Montaje: M. Edward Salier/ Música: Robert Folk/ Efectos de Maquillaje: Robert Short/ Reparto: Sarah Kendall, Frederick Flynn, Carol Kottenbrook, Alan McRae, Michael Holmes, Paul Gandolfo, Newell Alexander, Ivy Jones, Jennifer Gaffin, Richard Van Brakel y Carl Kraines. USA. 1982. Color. 86'

Dos parejas llegan a una isla agreste y medio ruinosa. Lo que promete ser un viaje tranquilo y relajante se convierte en la previsible retahíla de asesinatos a cual más salvaje, por obra y gracia del asesino misterioso de rigor. Todo ello aderezado con el extraño comportamiento de uno de los personajes, una artista aquejada de horrorosas pesadillas premonitorias que le vienen persiguiendo desde la infancia.

El filme de Cardone es un slasher más o menos vulgar. Ni del todo desdeñable, ni especialmente lucido. A partir de un casi descarado aprovechamiento del escenario, construye esta historia, aburrida por momentos, aunque con algún que otro momento inspirado.

Lo del descarado aprovechamiento viene a que está muy bien explotar un marco tan atractivo como es el de esa isla sombría y semiabandonada. Pero de ahí a entretenerse prácticamente dos tercios de la peli en "pasear" a los personajes de un lado a otro, buscándose entre ellos y sin llegar a ningún sitio ni que les pase nada... media un abismo. Ahí Cardone se pasa. Sin que sirva de excusa la escasez de medios.

Y es que, no lo olvidemos, la gracia de los slashers, además de que los asesinatos estén resueltos con más o menos imaginación (en este aspecto, "El asesino de la isla" no es una maravilla, pero tampoco un desastre, puesto que las muertes son aceptablemente aparentes), no hay que perder nunca de vista las secuencias de transición, que son las que al fin y al cabo sostienen la mayor parte del metraje. Como ha quedado dicho, aquí dichas secuencias son casi interminables caminatas sin ton ni son por estancias en penumbra y parajes más o menos siniestros de la isla. Por otro lado, tampoco los actores ayudan a que el invento resulte mucho más creíble.


Con todo, no sería justo olvidar destacar algún punto de relativo interés, como la patente preocupación de Cardone por otorgar de prestancia visual (limitada, pero apreciable al fin y al cabo) alguna de las secuencias. Del mismo modo, el personaje principal ya descrito de la pintora con pesadillas resulta un cierto hallazgo que otorga algo de consistencia a la trama.

Igualmente remarcable es la atmósfera que los escenarios naturales y brumosos otorgan. Sobretodo presente en el momento de la llegada de los protagonistas al lugar, así como en los primeros acercamientos al entorno. El problema, como ha quedado dicho, es que el director se recree tanto en ello, obviando otros aspectos narrativos.

La dirección en sí fluctúa entre lo correcto y lo cutre. En ese sentido, no se entiende demasiado bien la utilización de la banda sonora en algún que otro pasaje, lo mismo que algunos planos sin demasiado sentido, como el propio plano final de la niña, tan efectista como absurdo. O los mismos diálogos, escritos con dejadez y como por obligación. Al menos, hasta que llega el momento en que la historia prescinde de ellos, ya sin disimulos.

"El asesino de la isla" no es, por tanto, una obra que deba pasar a la historia del género, en ningún caso. Pero sí merece al menos un visionado, si uno es aficionado al slasher ochentero, puesto que presenta el interés de suscitar la curiosidad de completistas que busquen más una correcta adaptación sobre esquemas reconocibles, y no tanto encontrarse algo sorpresivo y distinto.

4 comentarios:

ATXEIN dijo...

Hombre, por fin volviste¡¡XDDD

Esta la tengo pendiente de ver, pero por tu comentario y como soy un slashermaniaco tendrè que verla..jajaja

Saludos¡¡

La abadía de Berzano dijo...

Lo mismo digo. Ya era hora, mamón. Espero que lo hayas pasado bien en las vacaciones. ;)

Por cierto, el cartel de la película es bien bonito, ¿eh?

Quimerico Inquilino dijo...

La tengo bajada hace algún tiempo. Me animaré a verla por fín.
Me alegro de tu regreso y esperaré nuevas de tus estupendas reseñas.
Un saludo!

Tyla dijo...

Jeje... gracias a todos. :)